Sep 13

Otro golpe

Sin poder reponerse del dolor e indignación que le ha causado el asesinato de la adolescente Emely Peguero, la sociedad nuevamente es convulsionada por la muerte de otra menor de 16 años que habría resistido un intento de violación.

Kimberly Esther Adón salió la noche del sábado desde la casa donde vivía junto a su abuela no vidente a cenar con una amiga, el novio de ésta y tres hombres, a bordo de una yipeta, pero en la madrugada del domingo la muchacha fue llevada en una ambulancia del 911 al hospital Ney Arias Lora donde falleció a causa de múltiples fracturas y signos de estrangulamiento.

Aunque las autoridades no han formalizado acusación por ese posible homicidio, familiares y compañeras de escuela de la menor dudan de la versión inicial de que Kimberly falleció por lesiones sufridas en un accidente de tránsito porque el cuerpo presenta también golpes y arañazos.

Sin pretender adelantar juicio de valor sobre la muerte trágica de esa adolescente, se reclama que Policía y Ministerio Público no desmayen hasta esclarecer las causas y circunstancias de su deceso, así como identificar, apresar y someter a la justicia a sus posibles victimarios.

Solidaridad

El huracán Irma provocó más de 40 muertos y severos daños materiales en las Antillas Menores, Cuba y la Florida, y destrozos en República Dominicana y Puerto Rico, antes de degradarse a depresión tropical en su camino por el suroeste de Estados Unidos.

Las islas de San Martín, Barbuda y Antigua fueron virtualmente arrasadas por la furia del ciclón, con reportes de más de una decena de fallecidos, mientras que en Cuba murieron al menos diez personas, además de cuantiosos daños materiales. El servicio de energía eléctrica en Puerto Rico quedó interrumpido.

Los mayores daños infligidos por Irma fueron en la Florida, donde millones de personas quedaron sin servicio eléctrico o telefónico, cierre de los principales aeropuertos y destrucción de centenares de viviendas, con pérdidas estimadas entre 20 mil a 50 mil millones de dólares.

México ha sido asolado por un cruento terremoto que causó la muerte de al menos 96 personas, destrucción de edificaciones y daños a estructuras viales. La solidaridad de Gobierno y pueblo dominicanos debe estar presente ante las naciones y comunidades afectadas por esas tragedias.

Comments

comments

Enlace permanente a este artículo: http://altamirany.com/?p=69203

A %d blogueros les gusta esto: